jueves, abril 25, 2024
Inicio Arte Marcial Artes Marciales Chinas-Viaje al Pasado

Artes Marciales Chinas-Viaje al Pasado

Historia de Anthony DeLeonardis • Publicado por primera vez en la edición de febrero de 1968 de Black Belt

Experimente cómo era la vida antes de que China abriera sus puertas de las artes marciales al mundo.

China siempre ha sido el hogar tradicional de las artes marciales asiáticas. Durante 2.000 años, su gente ha experimentado y desarrollado sistemas de autodefensa que recientemente se han conocido en otros países como karate, judo, jujitsu y sumo.

Sin embargo, curiosamente, se sabe poco de las artes marciales chinas (wushu) fuera de China. El país siempre ha sido un misterio para los no chinos, y lo mismo lo es hoy con las artes marciales. Y los chinos han hecho poco para que el conocimiento de sus sistemas de autodefensa esté disponible para la gente en el extranjero.

Estudiantes de kung fu entrenando cerca del templo Shaolin • Foto de Robert W. Young

Faltaban otras dos naciones asiáticas, Japón y Corea, para popularizar los sistemas de lucha orientales. Han sido la fuerza impulsora detrás del auge mundial del kárate, pero ambos son relativamente nuevos en ello. El “arte de las manos vacías” se introdujo en Japón recién en 1917 y no se estableció en Corea hasta después de la Segunda Guerra Mundial.

Además, ni Japón ni Corea aprendieron karate directamente de fuentes chinas. Lo obtuvieron de Okinawa, donde se habían introducido los grandes estilos del boxeo chino 400 años antes. Sin embargo, cuando llegó el siglo XX, los habitantes de Okinawa habían alterado tanto el estilo chino básico que su versión sólo tenía un lejano parecido con los elegantes movimientos del kung fu.

Para el público, el kárate todavía es considerado como algo originario de Japón y Corea, pero aquellos que conocen las artes están prestando cada vez más atención a los sistemas chinos más antiguos. Para mantener a los lectores al tanto de lo que está sucediendo en las artes marciales chinas, Black Belt envió un corresponsal a China para informar sobre los acontecimientos allí. De ese viaje ha surgido este informe especial, que servirá de introducción al tema. Para ello, hemos seleccionado seis sistemas que ilustran la variedad de las artes chinas.

Tai Chi Chuan para las masas

El futuro de todas las artes parecía incierto cuando los comunistas llegaron al poder en 1949. Los nuevos maestros de China miraban con desagrado muchas de las viejas costumbres y tradiciones, y se temía que las artes marciales se convirtieran en una víctima más de las nuevas. orden.

Pero cuando el régimen instituyó un programa de acondicionamiento físico a nivel nacional que requería que personas de todas las edades hicieran ejercicio, sucedió algo interesante: millones de ciudadanos chinos comenzaron a caminar obedientemente hacia los parques para realizar los ejercicios matutinos requeridos, acompañados de música militar a todo volumen por los altavoces.

Pero los ejercicios que muchos realizaban no eran los que podrían asociarse con los libros de aptitud física. Eran ejercicios asociados con el gran arte del boxeo, el tai chi chuan, o “gran puño definitivo”. Puede que el gobierno haya lanzado una nueva China, pero parecía que los ciudadanos todavía la abordaban de manera tradicional.

Cualesquiera que sean las dudas que los dirigentes comunistas pudieran haber tenido al principio sobre las artes marciales, la situación es diferente ahora. En los últimos años, se han apresurado a abrazar las artes marciales con pasión.

Un libro publicado en 1963, titulado Sports Go Forward in China, da una idea del nuevo prestigio que disfrutan las artes marciales: “Wushu… es un deporte tradicional adquirido y desarrollado por el pueblo chino en el trabajo productivo, la autodefensa y entrenamiento físico”, afirma el libro en términos típicos de la propaganda comunista.

Haciendo todo lo posible, continúa: «El objetivo del wushu es cultivar la agilidad, la destreza, la resistencia y la fuerza. Además de su valor curativo en el tratamiento de ciertas enfermedades crónicas, la práctica regular del wushu es beneficiosa para el sistema nervioso central, respiratorio, circulatorio y sistemas digestivos, así como a las articulaciones y músculos”.

Las sofisticadas artes marciales de China

Antes de examinar las diferentes artes, conviene repasar algunos antecedentes. Para el ojo inexperto, las artes marciales chinas pueden parecer diferentes de las versiones japonesas y coreanas más conocidas.

Lo primero que llama la atención es la gracia de los antiguos estilos chinos. En este sentido, las artes chinas deberían considerarse más “sofisticadas” que las demás. Se desarrollaron a partir de la cultura más antigua del mundo, una que produjo una civilización brillante.

El resultado son artes de lucha pulidas, elegantes y danzantes, lo que explica por qué tantas técnicas de kung fu tienen títulos poéticos. Los maestros que desarrollaron estos estilos hace siglos eran demasiado refinados para referirse a algo como un simple y antiguo puñetazo en la sien, por ejemplo. Preferían encubrir la letalidad de tal técnica de kung fu con una expresión extravagante como el “batido del ala de una cigüeña” o “buscando perlas”.

Por el contrario, las versiones japonesa y coreana del kárate tienen una apariencia mucho menos elegante. Y la razón no es difícil de encontrar. El kárate de estos dos países procedía de Okinawa, que era un remanso cultural y económico de Asia. Poblada casi exclusivamente por campesinos y pescadores, Okinawa no podía aspirar a igualar la civilización de China.

Por lo tanto, no sorprende que gran parte de las exquisiteces del kung fu chino se perdieran durante los 400 años de desarrollo de este arte en Okinawa. Lo que surgió en el siglo XX fue una versión simplificada del kung fu. Se convirtió en un sistema robusto y sensato de autodefensa mortal.

Los habitantes de Okinawa le infundieron un énfasis en el puro poder. Este es esencialmente el estilo de karate que se practica hoy en Japón y Corea, y es mucho más rígido que las versiones chinas en el sentido de que tiende a depender de la franqueza en lugar de los movimientos engañosos y fluidos del kung fu.

Mientras el karateca lanza sus golpes y patadas hacia adelante con pocas maniobras de lado a lado, el estilista de kung fu está en movimiento, girando y girando rápidamente, atacando a su oponente desde todas direcciones con un aluvión de técnicas. La velocidad se considera tan importante como la potencia.

Sparring y las artes marciales chinas

La gracia y la belleza de los estilos chinos dejan la impresión de que son artes sofisticadas, que se ven bonitos pero en realidad son sistemas rápidos y con poca potencia. Esto es vigorosamente cuestionado por los practicantes, quienes sostienen que la gracia simplemente esconde el poder subyacente.

Una crítica más pertinente es que la práctica china sólo es forma y no combate libre. Sin embargo, todos los karatecas practican formas en las que el objetivo es alcanzar la perfección y el control. Los chinos dicen que no practican combate libre porque es demasiado peligroso, porque un estudiante podría perder el control y asestar un golpe demasiado fuerte, provocando así lesiones.

Pero tal vez en reconocimiento de esto, los chinos han lanzado durante siglos desafíos de combate personal para probar qué hombre o sistema es mejor en una batalla sin límites.

Muchas aldeas de todo el país organizaban este tipo de concursos cada año, y podían ser asuntos sangrientos que costaban la vida de los concursantes. Esto contrasta con las artes japonesas y coreanas, en las que se enfatiza que las habilidades nunca deben usarse para deporte o venganza.

E incluso hoy en día, esos desafíos se plantean ocasionalmente, y la cuestión se debate en los tejados de Hong Kong o en los distritos de Chinatown de Estados Unidos. No se sabe si estos enfrentamientos personales todavía tienen lugar en China.

Los monasterios jugaron un papel importante en el desarrollo de las artes marciales en toda Asia. Eran los sacerdotes de los templos quienes disponían del tiempo libre y del aprendizaje para desarrollar las artes de la lucha.

Un monasterio en particular merece mención. El templo Shaolin fue uno de los grandes centros de las artes en la antigua China, y una de las artes del boxeo desarrolladas allí finalmente llegó a Okinawa.

Pero dondequiera que se desarrollaron las artes, crecieron con gran profusión y muchos maestros agregaron sus propios toques a lo largo de los años. Y todavía se están desarrollando.

El pa kua, por ejemplo, es un producto del siglo XX. Y sin duda seguirán apareciendo estilos más nuevos independientemente de quién gobierne China. En las páginas siguientes se muestran algunas de las más importantes de las diversas artes y algunas que no son tan conocidas.

Kung Fu con garra de águila

Una de las formas más famosas de kung fu se llama, de manera bastante amenazadora, garra de águila. Y debería ser amenazador, ya que este sistema adopta como una de sus ofensas más potentes una serie de rastrillos en forma de garras en los ojos y la garganta. Es espectacular ver al practicante ejecutar los magníficos saltos y patadas por los que son famosas las artes marciales chinas.

La posición básica de la mano es la siguiente: la muñeca está arqueada y los dedos extendidos y tensos como si formaran una garra. Los ejercicios para fortalecer las manos son importantes y los estudiantes mejoran su agarre al intentar agarrar y sostener un frasco engrasado usando solo las uñas y las yemas de los dedos.

El fundador del sistema fue supuestamente un gran general y patriota, Yueh Fei, que vivió desde 1103 hasta 1141. Originalmente, el estilo se basaba en golpear y arañar, con algunos lanzamientos que recuerdan al judo moderno y algunas cerraduras articulares similares a las del jujitsu. y aikido. ¡Posee este clásico de Marshall Ho’o!

Sin embargo, durante la dinastía Ming, un monje llamado Lai Chuen combinó la garra de águila con su propio sistema, llamado faan tzi. El resultado se conoce como estilo faan tzi de garra de águila. Además de las técnicas con las manos vacías, también enseña el arte de la lanza.

Wing Chun Kung Fu

El Wing Chun Kung Fu tiene uno de los orígenes más exóticos de las artes chinas, ya que fue fundado por una mujer, Yim Wing Chun, hace 400 años. Recibió su entrenamiento básico de defensa personal de otra mujer, una famosa monja budista llamada Ng Mui del monasterio de Sil Lum (Shaolin).

Yim Wing Chun supuestamente fundó su arte porque creía que los estilos de la época ponían demasiado énfasis en las técnicas del “caballo fuerte”, confiando en la pura fuerza. Se le ocurrió un sistema de dinámica corporal y técnicas que creía que podían aplicar la energía de manera más eficiente. Uno de los ejercicios que inventó se llama chi sao, o “pegar las manos”.

En el, dos practicantes juntan sus brazos extendidos e intentan golpearse a quemarropa. Es sorprendente cómo, desde esta posición, el atacante apenas puede penetrar la defensa de su oponente. En general, el estilo es agresivo, con ataques y defensas magníficos. El Wing Chun fue traído a Hong Kong por Ip Man (también escrito Yip Man), la principal autoridad viva en este arte.

Kung fu borracho

Probablemente la más inusual de todas las artes de lucha chinas sea el kung fu borracho. Siguiendo el modelo de los movimientos de un borracho, es salvaje y esquivo. El practicante se tambalea y parece que está tropezando. A veces lo hace… a propósito. Hay muchas cosas rodando por el suelo, de las cuales el practicante arremete repentinamente con golpes.

El sistema se basa en movimientos astutos. Las fintas a menudo se hacen en alto, después de lo cual el ataque suele ser bajo. Los estudiantes practican mucho los barridos con los pies, las patadas y otras técnicas inesperadas de kung fu. También se utilizan movimientos de arañar.

Nadie está muy seguro de cuándo o por qué se creó el estilo, pero parece haber comenzado en el sur de China. El interés por él todavía se mantiene dentro de China, pero es prácticamente desconocido fuera.

Las artes marciales chinas están plagadas de mitos y leyendas, y sería extraño que un sistema basado en la embriaguez no tuviera su parte de ellos. Se han dado algunas explicaciones fantasiosas sobre los orígenes del arte. Por ejemplo, se sostiene que el sistema de la ebriedad fue descubierto en documentos encontrados en la famosa Cueva de las Ocho Hadas.

Por lo tanto, una versión particular del sistema de borrachos se llama «estilo de las ocho hadas». Otro relato sostiene que fue fundado por el gran poeta Li Po, un famoso bebedor de vino.

A los profesionales modernos les gusta impresionar a los escépticos sobre el control inherente al sistema mediante una demostración. Se lanzan hacia un oponente, caen repentinamente y completan un giro sobre la cabeza para atacar las piernas del espectador. Esta maniobra se lleva a cabo con el estilista borracho sosteniendo un vaso de agua en la mano y sin derramar nunca una gota.

Mantis religiosa del Kung Fu

En China se practican dos estilos de kung fu de mantis religiosa, los cuales son populares. Deben su nombre a que en la posición final las manos se parecen a las antenas frontales de una mantis religiosa.

Los sistemas tienen diferentes enfoques de autodefensa. El estilo norteño de kung fu de la mantis religiosa se basa en gran medida en las técnicas de los pies y el juego de pies para ser esquivo. El estilo sureño de kung fu de la mantis religiosa, que se practica ampliamente en Hong Kong, utiliza principalmente técnicas de puño.

Sin embargo, el kung fu de la mantis religiosa del norte también utiliza movimientos de puños y brazos para defensa y ataque. Mientras que el kung fu de la mantis religiosa del sur se centra principalmente en el puño recto con los nudillos, la rama norte utiliza ganchos con buenos resultados.

El kung fu de la mantis religiosa tiene 300 años. Fue fundada por un maestro de la provincia de Shantung llamado Wong Lon. Como muchas de las historias que rodean las artes marciales chinas, hay una descripción fantasiosa de cómo Wong Lon inició el sistema.

Supuestamente, observó una mantis religiosa luchando contra un saltamontes y quedó cautivado por la habilidad de la mantis. Lo atrapó y lo llevó a casa, luego pasó horas pinchándolo con un pequeño palo para poder estudiar sus movimientos. Wong Lon luego mezcló los movimientos de la mantis con otro sistema popular, el kung fu del mono.

La única patada utilizada en el estilo de la mantis religiosa del sur es el golpe de rodilla, generalmente dirigido a la ingle. Una de las características más distintivas de esta escuela es que los estudiantes siempre pelean con los codos pegados para proteger su línea central, como una mantis religiosa.

El practicante de kung fu de la mantis religiosa más destacado de los últimos tiempos fue Lau So-i, que murió en 1952. Tiene estudiantes en toda China, Hong Kong y Taiwán.

El acondicionamiento es importante en este estilo de boxeo. Sus participantes hacen gala de una gran agilidad en sus movimientos. Eso, combinado con la flexibilidad, hace que el estilo mantis sea una de las artes de lucha chinas más elegantes y danzantes.

Ley Cuerno Kun

Lo primero que uno nota sobre law horn kun es que es un arte de lucha espectacular caracterizado por grandes saltos y un intrincado juego de pies. Está tomado del “estilo de la pista perdida”, una de las artes que surgió en el monasterio de Sil Lum.

El estilo se caracteriza por su engañoso juego de pies. El practicante puede fingir primero con el pie izquierdo y luego con el derecho, intentando constantemente coger a su oponente con la guardia baja. Luego podría ejecutar un salto repentino en el aire antes de desatar una serie de patadas rápidas.

Law horn kun ha llegado hasta nosotros de la manera tradicional de las artes marciales chinas: transmitiéndose de padres a hijos. Sin embargo, últimamente ha resurgido el interés por él y se están publicando nuevos libros. Con un poco de suerte, todas las artes de lucha chinas experimentarán un resurgimiento similar en popularidad.

Fuente: https://www.blackbeltmag.com/post/china-s-martial-arts-vintage-black-belt

CURSOS EN LÍNEA Y TIENDA:

- Advertisment -

ÚLTIMAS ENTRADAS

Kung Fu Shaolin y las Artes Marciales

El monasterio está situado en el centro de China, en una región montañosa, rodeado de bosques al pie de la montaña Shao Shi, que le dio su nombre (monte Shao, Linbosque)....#artesmarciales #kungfushaolin #budismochan

Presión Arterial y sus beneficios

Las intervenciones de Tai Chi publicadas en inglés y chino se incluyeron cuando incluían adultos sanos, informaban sobre la presión arterial (PA) .....#taichi #qigong #hipertension

Los fundadores del Taekwondo

Si bien es cierto que tanto Hwang Kee como Young Kwae Byung formaron parte de muchas reuniones de trabajo sobre la formación del Taekwondo.....#taekwondo #kwanes #hwangkee #youngkwaebyung #artesmaciales

Shoji Nishio – Aikido

El Aikido es un budo, un "camino marcial" y, por tanto, está indisolublemente arraigado en el jujutsu o "técnica marcial"...#aikido #artesmarciales #shojinishio #moriheiueshiba #budo

LO MÁS POPULAR

Templo Shaolin México logra 57 medallas en Encuentro Nacional de Wushu

Él encuentro fue realizado el sábado 12 de Noviembre con el apoyo de la Asociación de Wushu de la Ciudad de México y Federación de wushu de la república mexicana organismos reconocidos por CONADE para la difusión del arte marcial de china en México.

México se lleva 24 medallas en Panamericano de Wushu Brasil 2022

4 Oros en Combate (Sanda) y 20 medallas más para los seleccionados mexicanos en Wushu.

Yang Mexico Seminar

Yang Family Tai Chi Seminar in Mexico May 2022 with GM Yang Jun

MEDITACIÓN para el confinamiento – TAI CHI – QI GONG – Universidad de Harvard

Meditar es ahora la mejor opción para liberar el estrés generada por el confinamiento además de un ejercicio físico que nos permita fortalecer la mente y cuerpo.
Envíanos un WhatsApp