lunes, septiembre 27, 2021
Inicio Arte Marcial ¿ARTES MARCIALES O ARTES GUERRERAS?

¿ARTES MARCIALES O ARTES GUERRERAS?

POR KOSAN (GUICHO MORA)

¿Con el conocimiento que tienes podrías sobrevivir en una situación real?

Hoy voy a hablar de las artes marciales, cual es la concepción que se tiene hoy en día y si estas son realmente efectivas en una situación detonante y no me refiero a un simple pleito, como dicen “a tiro limpio”, más bien me refiero a una situación donde está en peligro tu vida, donde no hay aviso, donde simplemente se detona y lo único que puedes hacer es huir o actuar.

Sabemos que las artes marciales surgieron con un propósito específico; La guerra, el sobrevivir en el campo de batalla y en una circunstancia histórica concreta.  También es cierto que además de la guerra, estas dotaban a las personas de beneficios muy concretos: Mente, cuerpo y espíritu. Pero su función principal siempre fue la guerra, el mantener con vida a las personas que se entrenaban en ello y salvaguardar sus bienes y la vida de los demás.

Marcial viene de marte; dios de la guerra. ¿Qué currículo entonces necesitaríamos para considera un arte marcial como un arte de guerra? ¿Basta solo con poder pelear y ejecutar técnicas contra agarres predeterminados y agresiones donde el atacante no responde y espera a que ejecutes la técnica aprendida?

Hoy por hoy las artes marciales se alejan totalmente de este concepto. Y es que lamentablemente como todas las cosas se han vuelto comerciales, algunos se han prostituido. Asociaciones, federaciones, cantidades de dinero… grandes mafias.

Podemos dividir para entender las artes marciales en dos categorías:

  1. Artes marciales deportivas o para la salud (DEPORTE)
  2. Artes marciales Guerreras (redundante marcial y guerrero pero es hacer énfasis a que no es deportivo)

1.1 Las artes marciales deportivas son todas aquellas que tienen como finalidad la competencia, oro, medallas, certificados, ego personal, no importa que tan “ real” puedan parecer su finalidad es simplemente ganar, demostrar que se es el mejor en algo, ayudar en la salud, buscar lo tradicional, etc. En ese momento pasó de ser un arte marcial a un deporte que, por supuesto puede ser muy rudo y violento, pero es una situación controlada. Ni siquiera me atrevería a llamarlo arte marcial en el sentido profundo de la palabra.

2.1 Las artes marciales Guerreras (o el arte de Guerra) en cambio, no busca trofeos, reconocimientos. Sobrevivir, estar preparado para una situación detonante. Y, hoy en día son contados con los dedos de la mano aquellas personas que se dedican y consagran su vida a esto. Un arte Marcial Guerrera no es un arte marcial de salón, con pisos de duela o de colchón. Ya que buscan crear en sus lugares de práctica situaciones lo más parecido a la realidad. ¿O crees que en la calle habrá colchón?  O ¿un espacio limpio, sin sillas, sin carros u obstáculos que te faciliten hacer malabares, caídas espectaculares?

Un arte de guerra (de combate). No busca cantidad de alumnos, de hecho suelen ser lugares elitistas ya que su entrenamiento es tan fuerte y se juega con elementos como el miedo , la adrenalina, creación de escenarios reales, donde queda expuesto la vulnerabilidad del practicante y también sus fortalezas, que por lo general hace que pocos perseveren en ese camino.

Un arte de Guerra no usa grados ni distintivos, eso es nuevo prácticamente, la cinta es para sostenerse los pantalones. En China podías ver una persona con fajas de colores, podía llevar una negra pero no significaba que supiera artes de guerra.

Hoy en día tristemente muchos que se dicen maestros, se proclaman así por portar un cinturón negro y piensan tener la solución a todo, se sienten invencibles por portar ese famoso cinturón tan codiciado por todos.

Aprendieron técnicas de defensa irreales,  bonitas, pero poco efectivas ante una circunstancia real. De hecho, de acuerdo a estudios y estadísticas que se han hecho, un civil ante un ataque con cuchillo dura aproximadamente 3 o 4 segundos con vida, un “artista marcial” 5 segundos aproximadamente, esto si está bien preparado y su estado mental de alerta es el correcto. La diferencia es bien poca y lamentablemente muchos “maestros” siguen enseñando como técnicas en sus dojos cosas irreales, sin conocimiento de causa, técnicas contra ataque de cuchillo con un movimiento lineal, uniforme y con una sola dirección. Obvio que en la calle nunca se ataca así pero lo siguen enseñando. ¿Será tanta su soberbia o desconocimiento para aferrarse a ese método de enseñanza? O ¿será que nunca han estado en una situación real? El caso es que si lo han estado hoy no viven para contarlo.

Las artes de guerra evolucionan y se adaptan a los tiempos en que nos encontramos para ofrecer soluciones concretas a la violencia que vivimos. Evolucionan y, si, existen los puristas que continúan diciendo que la práctica de algunas técnicas son infalibles en una situación real por que vienen de hace más de 2000 años, la pregunta es ¿son las mismas circunstancias hoy y antes? ¿Qué es lo tradicional y quien avala eso? Y a ellos ¿Quién los avala? El objetivo de un arte de guerra en si es sobrevivir.

Entonces ¿Cómo saber si lo que practico es realmente un arte de guerra o es un deporte?, Sencillo en un arte de guerra se diferencia entre otras cosas por lo siguiente;

  1. El lugar donde entrenas no hay colchón, duela… no verás certificados ni diplomas de tus maestros.
  2. Los ejercicios físicos que realizas te llevan a superar los límites de tu cuerpo y de tu mente.
  3. Entrenas sobre el suelo, caídas, trabajas tu cuerpo en el suelo, sabes usar el suelo como arma y te enseñan que el lugar más peligroso es irse al suelo.
  4. Tienen ejercicios basados en la realidad, hacen simulación de escenarios (antro, calle, estacionamiento, batalla campal, ataques con cuchillos sin movimientos preconcebidos, balacera, terrorismo, secuestro…)
  5. Utilizan para el entrenamiento el dolor, el miedo, la adrenalina, recursos como sangre artificial, etc.
  6. Aprendes a utilizar artículos convencionales como armas.
  7. Conoces el lenguaje corporal, colores de seguridad, escalera de confrontaciones, legítima defensa, como actúan las bandas criminales en tu país, ciudad… hacen caminatas de movimiento urbano, ven tips de seguridad, escapismo…
  8. Entrenas con adultos, niños, niñas mezclado (en la calle no hay rangos, pesos ni diferencia de género)
  9. Hacen combate con armas, cuchillos, palos… esto para simple ejercicio y familiarización, pero se te insiste en que nunca dejes que una situación se convierta un combate sino en que te anticipes.
  10. No se usan protecciones en el combate (con riesgo medido pero no se usan)
  11. Te enseñan primeros auxilios urbanos, agrestes y militares, supervivencia urbana y agrestre, rapell, técnicas de arresto con cuerdas, campismo, escalada, espionaje, contra espionaje, lenguaje oculto, criptografía…
  12. Las pruebas que se hacen no son revisión de pateo… sino inducción a situaciones de estrés, adrenalina y supervivencia en una situación real.
  13. No se busca certificados de nada… te certifica el sobrevivir
  14. Tienen una sólida formación moral, se te exige ser mejor persona, servir a los demás, reusar retos…
  15. Se te enseña negociación, desactivación verbal, etc.
  16.  Se te enseña cómo manejar el pre conflicto, conflicto y post conflicto.
  17. Conoces y estas familiarizado con la psicología y fisiología en el combate
  18. Trabajas con principios y no meramente con técnicas
  19. El currículo es amplio y no solo se reduce a dar golpes y enfrentamientos

En fin estas son algunas de las características. Con esto no quiero decir que las artes marciales deportivas no sean maravillosas, también forman, todas son buenas, los que somos malos, en ocasiones son los maestros o los alumnos.  No quiero decir tampoco que no puedan ser rudas, pero lo que sí es que por más experto que seas, la calle es muy diferente que el cuadrilátero. En la calle no hay árbitro, no hay zonas donde no puedas golpear, el terreno no es limpio, en la calle existe el factor sorpresa, en la calle traen armas, el suelo no es blando. En la calle existe un factor que se le llama visión de túnel que si no prácticas y sabes cómo controlarlo es fácil caer en ese error, y, no sólo la visión de túnel, los movimientos motores finos desaparecen en una situación detonante, el cerebro reptiliano se activa, pulsaciones se aceleran… todo esto juega en tu contra sino lo conoces y no sabes cómo lidiar con él.

Los maestros e instructores debemos ser muy claros con nuestros alumnos y explicar el porqué de las cosas, saber diferenciar el objetivo de cada ejercicio, drill, técnica, elemento tradicional, mero ejercicio de coordinación, habilidad o rapidez, etc. Y aunque todos amamos lo que hacemos nos jugamos la vida de nuestros alumnos al decirles o hacerles sentir que lo que estamos viendo les va a salvar la vida. Creo es parte de la ética que debemos tener. Reconocer si lo que enseño está enfocado a la salud, a lo deportivo, superación personal o a salvar tu vida.

Al mismo tiempo es bien importante antes de plantearme entrenar un “Arte Marcial” cuál es el objetivo o porque quiero entrenarlo, y así, poder elegir lo que más se adapte a mis necesidades.

Si en el lugar donde entrenas no te enseñan cómo afrontar tus miedos, no estudias la violencia, sus detonantes, no aprendes a preparar tus estados mentales de alerta, no te enseñan a sentir esa sustancia llamada adrenalina, estrés, cansancio en una situación real y cómo sobrevivir, sino te explican que en un enfrentamiento real vas a salir herido y es importante que conozcas como atenderte y lidiar con la situación, el marco jurídico… entonces es muy probable que estés entrenando un deporte excelente o una disciplina para mejorar en tu salud, persona, etc. Lo cual no está mal, al contrario. 

La pregunta es ¿qué entrenas? ¿Artes de guerrera o “artes marciales”?

Información del Autor

Instructor Guicho/Kosan

-33 años de experiencia en artes marciales y sistemas de combate

-16 años de experiencia nacional e internacional en capacitación a seguridad pública, privada, civiles, escoltas, consultorías y cursos.

-Fundador e instructor en jefe de KOSAN RYU (ARTES DE GUERRA) y KYUHA RYU (escuela de cuchillo)

-Licenciatura en Derecho por la Universidad Panamericana

-Instructor miembro de C.I.I.S.C.E (Confederación Internacional de Instructores, Seguridad, Capacitación y Emergencia)

#artesmarciales #artesguerreras #kosanryu #kyuharyu

Deja un comentario

- Advertisment -

Most Popular

El ejercicio y la artritis

Por la Universidad de Harvard Incluso las personas más sanas pueden tener dificultades para seguir un régimen...

Maestro de la espada Japonesa visitó México

Durante el fin de semana del  9 al 11 de Septiembre de 2021 , Yahagi Sensei el gran maestro de la espada Japonesa impartió un seminario sin fines de lucro en ciudad de México.

El mexicano Francisco Pedroza termina 5 en el para taekwondo de Tokio

El mexicano fue eliminado por el ruso Zainutdin Ataev al disputarse el combate por la medalla de bronce.

El arte de lanzar un arma

Por David Stainko.   Después de siglos de practicar la técnica de lanzar varios objetos con el...

Recent Comments

Envíanos un WhatsApp